¿Cómo llevar una vida saludable en 2018?

En la Clínica Santa Sofía estamos comprometidos con la salud de nuestros pacientes. Por eso consideramos oportuno compartir con ustedes algunos tips saludables para arrancar el año 2018 con la mejor actitud y disposición de cuidar y mantener nuestra salud y calidad de vida, sin importar las condiciones del entorno.

  • Desayuna todas las mañanas: procure alimentos saludables y nutritivos, que le aporten la energía necesaria para aguantar toda la mañana, sobre todo si no puede tomar un refrigerio antes del almuerzo; incluyendo siempre cereales, proteínas y carbohidratos como fuentes importantes de energía para empezar el día, y sobre todo nunca saltarse el desayuno ni ninguna comida principal.
  • Empieza una actividad física: evite el sedentarismo. No hace falta inscribirse en un gimnasio para hacer algo de ejercicio diario, simplemente plantéese caminar más al día, realiza pequeños paseos o practicar su deporte favorito en el tiempo libre. Una caminata de 45 a 60 minutos, el menos 4 veces por semana, se considera saludable y cardiovascularmente efectiva.
  • Consuma más frutas y vegetales: experimenta con recetas deliciosas fuera de lo común y fáciles de hacer, solo hay que aprender a buscarlas y probar cosas nuevas. Poco a poco vaya incluyendo más vegetales y reduzca las grasas y carbohidratos simples.
  • Acuéstese temprano: si el cansancio hace meya en usted, intente acostarse cada semana 5 minutos antes de la hora que suele hacerlo, hasta que poco a poco su cuerpo se acostumbre y llegue a la cama a la hora adecuada para el sueño reparador. Tome en cuenta que es recomendable dormir un promedio de 8 horas diarias, ya que durante ese período de tiempo ocurre la recalibración de todos los procesos fisiológicos corporales, aunque lo importante es que el sueño sea reparador, indiferentemente de la cantidad de horas que sean.
  • Pase más tiempo con familia y amigos: si quiere cuidar su salud, no olvide a la gente querida y dedíquele tiempo. Su salud emocional es parte muy importante de la salud integral.
  • Más tiempo libre: dedíquese media hora diaria solo para usted, haciendo algo que le guste: leer, darse un baño relajante, manualidades, etc… Un tiempo a solas es necesario para desconectarse del estrés diario.
  •  Adopte una postura correcta: tome consciencia de su postura durante el día, durante cualquier actividad que esté realizando; evite caer en posturas inadecuadas que hacen que el cuerpo se resienta a mediano y largo plazo, generando manifestaciones clínicas que provocan limitaciones funcionales.
  • Deje de fuma: o por lo menos empiece con reducir el número de cigarrillos diarios.
  • Beba más agua: Lo ideal es entre1,5-2 litros diarios. Las infusiones, zumos y sopas están incluidos.
  • Aprenda a relajarse: practique algún tipo de relajación diariaque le ayude a desconectarse del estrés. La respiración diafragmática es una forma sencilla, rápida y gratuita; también puede intentar con el yoga, taichí, algún tipo de ejercicios de estiramiento y respiración.
  • Evalúe sus progresos periódicamente: evite abandonar sus objetivos a mitad de año y revise sus avances mensualmente. Esto le permitirá analizar si está cumpliendo con los retos propuestos o si debe hacer algunos ajustes.

Colaboración y revisión: Dr. Yacoy Suárez, Sub-Director, Dir. Médica de la Clínica Santa Sofía y Gerente del Centro de Atención Médica Integral (CAMI).

Fuente: http://www.bekiasalud.com – Imagen: Freepik.

 

 

Deja un comentario